KiVa: el método finlandés para combatir el acoso escolar

Según los datos ofrecidos por la Universidad Politécnica de Valencia, en España en cuatro años habrán 400.000 víctimas  de acoso escolar. El 70 % de los menores entre 13 y 15 años han sido víctimas o verdugos de bullying. Estos datos alarmantes evidencian que el acoso escolar ya se ha convertido en una lacra social.




Uno de cada diez alumnos de la ESO en España reconoce haber sufrido acoso escolar.

Las medidas para prevenirlo no sólo han de partir de las escuelas, sino que el peso importante ha de recaer en la educación que se da desde el seno familiar. Las escuelas o colegios por su parte, han de estar alertas ante este problema que cada vez se está cobrando más víctimas, llevando en ocasiones, incluso, al suicidio de niñ@s y adolescentes. Desde los centros escolares se ha de aceptar el problema, implantar medidas y erradicarlo.

En Finlandia, país que destina grandes recursos a la educación y ocupa el privilegiado lugar como segundo país del mundo con el mejor sistema educativo, estudiaron de manera exhaustiva el problema y desarrollaron e inventaron el método kiVa.

KiVa acrónimo de «Kiusaamista vastaan» significa contra el acoso escolar. Este método innovador actualmente es aplicado en el 90% de las escuelas de educación básica. El primer año, curso 2008/09, se introdujo de manera aleatoria en algunos centros educativos. Tras el primer año de esta «prueba piloto» se redujo el acoso escolar en un 41%, alcanzando hasta el 60% en algunos centros escolares. Pocos años después se redujo al 20%, y en la actualidad, el bullying prácticamente ha desaparecido de sus escuelas. Como consecuencia de este nuevo y gratificante panorama, se han disparado las buenas calificaciones entre el alumnado que asiste al centro escolar sin ningún tipo de recelo ni miedo.




En el método KiVa, el comportamiento de los testigos es fundamental para paliar el acoso escolar.

método-KiVa Este programa no consiste en cambiar «a priori» el modus operandi del acosador, ni los hábitos o actitud de la víctima. La mayoría de los protocolos de actuación pasan por castigar al acosador y consolar a la víctima. Medida que a menudo agrava más el problema llevando a la víctima a cambiar de colegio. El éxito del método KiVa reside en poner el foco de atención en los alumnos que presencian el acoso. Aquellos que callan, miran a otro lado o participan de manera directa.

El objetivo es cambiar la actitud de los testigos u observadores, para que no sean participantes activos o pasivos del acoso. El acosador necesita del reconocimiento del conjunto de compañeros para enaltecer su ego. Cuando las acciones no son secundadas por el resto, no le reporta ningún «beneficio» el verdugo deja de acosar.

La efectividad del método KiVa es del 98% en los centros escolares donde se aplicó.

El trabajo de concienciación con los alumnos consiste en unas 20 sesiones impartidas a los 7, 10 y 13 años instruidas para que, desde edades tempranas, identifiquen los diferentes métodos de acoso escolar. A través de charlas, videojuegos, vigilancia, trabajos en equipo, incluso un buzón virtual para denunciar si son conocedores o padecen bullying, se conciencian y reconocen el acoso escolar. Gracias a este programa, los alumnos desarrollan con mayor efectividad valores como la empatía y el respeto al prójimo. En las escuelas , el director elige un equipo KiVa integrado por tres adultos que detectan posibles casos de acoso. Un equipo que siempre se encuentran alerta ante esta nueva y alarmante lacra social.





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »