Cómo educar la postura: ejercicios y posiciones

Cómo educar la postura: ejercicios y posiciones

Tener una buena postura corporal nos aporta beneficios a nuestra salud, a continuación te dejamos algunos ejercicios que te ayudarán a mejorar y prevenir las dolencias más comunes.

Cómo educar la postura: ejercicios y posiciones.

Practicar ejercicio físico de forma regular es beneficioso para la salud, al mantener activos los distintos sistemas del cuerpo humano. Los ejercicios destinados a mejorar y corregir la postura corporal suelen ser los menos utilizados, ya que se da mayor importancia a aquellos que tonifican o fortalecen otras zonas. Pero no hay que olvidar que educar la postura es muy importante para fortalecer los músculos de la espalda, aliviar el dolor en esta zona y evitar torceduras y esguinces innecesarios. Existen numerosos ejercicios y posiciones que ayudan a promover una buena postura y refuerzan la musculatura de la espalda.



Mejorar la postura corporal reduce el dolor de espalda y beneficio la salud en general.

  • La creciente: este ejercicio fortalece los músculos superiores de la espalda. Siéntate recto en una silla con los pies apoyados en el suelo y separa los brazos, formando un ángulo de 90 º con los codos y con las palmas de las manos hacia abajo. Saca pecho y empuja los omoplatos hacia atrás. Mantén la postura durante cinco segundos y haz movimientos circulares durante 30 segundos. Repítelo durante el veces.

La cintura y la pelvis juegan un papel fundamental para mejorar la postura corporal.

  • Cómo educar la postura: ejercicios y posicionesInclinación pélvica: estírate sobre el suelo con la espalda y los pies planos sobre la superficie firme y plana. Pon las manos detrás de la cabeza y empuja con los pies para levantar la parte baja de la espalda unos diez centímetros, mientras mantienes la parte alta pegada al suelo. Mantén esta posición durante unos 15 segundos. Repítelo diez veces.
  • Corrige la forma de sentarte: sitúate de pie contra la pared a una distancia de 40 centímetros, con los pies abiertos alineados con los hombros. Inclínate y apoya la espalda contra la pared, dobla las rodillas y deslízate hacia abajo lentamente. Trata de mantener la espalda recta haciendo fuerza con los omoplatos empujando hacia la pared. Baja todo lo que puedas y mantén la postura durante 15 segundos. Repítelo diez veces.



  • Pilates: es uno de los ejercicios fortalecedores de núcleo más conocidos. Acuéstate boca abajo y levanta el cuerpo en posición tipo banco, apoyándote con los antebrazos y los dedos de los pies. Mantén la espalda recta y aguanta esta postura todo el tiempo que puedas mientras cuentas hasta diez. No es necesario hacer series de diez, haz las progresiones que puedas.
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (5 votos,promedio: 5,00 sobre 5)
Cargando...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »