Las nuevas adicciones en los adolescentes

Las nuevas adicciones en los adolescentes

Profesionales de salud mental alertan de otro grave problema de salud pública que se ha disparado tras la pandemia del coronavirus, las adicciones en adolescentes.

La presencia del COVID-19 ha traído como consecuencia una grave crisis sanitaria, económica y social.

Algunas de estas adicciones entre los más jóvenes han hecho saltar todas las alarmas por la fuerza con la que han aterrizado en sus vidas.

La dependencia excesiva a las pantallas o el juego patológico, una adicción tecnológica que ya afecta en Barcelona a un 4% de los adolescentes.

¿Qué es una adicción?

Una adicción es una enfermedad crónica y recurrente del cerebro que se caracteriza por una búsqueda patológica de una recompensa o alivio a través del consumo de alguna sustancia o sustancias nocivas para la salud o actividades que influyen negativamente en el equilibrio psíquico. Cualquier tipo de adicción debe ser tratada y gestionada por un profesional acudiendo a un centro de desintoxicación en Barcelona.

Para conocer mejor este problema de salud pública se deben diferenciar dos tipos de adicciones: con sustancias y conductuales, esto es, sin sustancias.

  • Adicciones con sustancias. Dentro de este grupo se encuentran las más comunes y frecuentes dentro de la sociedad como son el consumo de alcohol, tabaco y marihuana.

El alcohol y el tabaco a pesar de su conocida peligrosidad por su consumo no sorprende ver a jóvenes consumiéndolo. Otro factor muy negativo es la facilidad de adquisición de estos productos.

Además entre los adolescentes suele relacionarse con un cierto grado de madurez e independencia a pesar de que  afectan negativamente al desarrollo del cuerpo y el cerebro. Estas adicciones más peligrosas pueden derivar en graves problemas de salud tanto de hígado, de pulmones o trastornos psiquiátricos entre otros.

Las adicciones en los adolescentes aumentan las conductas de riesgo.

  • Adicciones de comportamiento. Este tipo de adicción comprende todos aquellos trastornos adictivos en los que el sujeto pierde el control sobre su comportamiento. El sujeto realiza alguna actividad cotidiana que aparentemente es inofensiva pero que acaba interfiriendo gravemente en sus hábitos de vida. Suponen un perjuicio para sí mismo y para su entorno.

El abuso de internet, de las redes sociales y el juego patológico son las adicciones conductuales más habituales en la juventud. Dentro de estos tipos de adicciones también se incluirían la adicción a las compras, al sexo y al trabajo.

En cualquier caso, acudir a un centro de desintoxicación Barcelona es la mejor decisión. Dentro de este centro no solo tratarán las adicciones del adolescente desde un tratamiento personalizado, sino que, también ofrecen a las familias y a su entorno toda la información necesaria para ayudar al joven a romper con su estado de codependencia.

El incremento de las adicciones debido a la pandemia.

El confinamiento y el aislamiento social durante el estado de alarma han derivado en un aumento de ciertas adicciones. Esto ha ocurrido principalmente dentro de los grupos más vulnerables, entre los que se encuentran los jóvenes.

Las drogas más consumidas entre la juventud son, con mucha diferencia, el alcohol, el tabaco y el cannabis. Pero la situación de aislamiento social ha incrementado sustancialmente las adicciones menos tangibles entre los adolescentes.

Es fundamental para evitar las adicciones en los adolescentes una labor preventiva tanto en el entorno familiar como escolar.

Obligados a vivir, comunicarse y estudiar a través de las pantallas los adolescentes han “consolidado” una relación de dependencia con los dispositivos digitales y, sobretodo, con las redes sociales y los juegos online. En el caso de las adicciones digitales en los adolescentes es un trastorno difícil de detectar e incluso de abordar en casa, puesto que, el uso de estos dispositivos no sólo está asociado a la sociabilidad sino incluso su uso está ligado al propio sistema educativo.

Según datos oficiales, el 21% de los jóvenes está en riesgo de convertirse en adicto al móvil y no solo padecer un trastorno adictivo sino también a desarrollar fobia a estar sin su teléfono inteligente. A estos datos también hay que añadir que uno de cada cinco chicos y chicas de 14 a 18 años hace un uso abusivo e inadecuado de las nuevas tecnologías. Por ello, si somos conscientes como padres de la posible adicción a internet por parte de nuestros hijos es importante pedir ayuda a profesionales sanitarios con amplia experiencia en problemas de adicciones.

¿Sábes qué el 21% de los jóvenes está en riesgo de convertirse en adicto al móvil?

Dentro de estos trastornos adictivos también se han colado entre los adolescentes las apuestas online.

Los menores de edad no pueden acceder a los salones de apuestas para menos de edad, algunos adolescentes cruzan el umbral de la legalidad. Además la posibilidad de ganar grandes cantidades de dinero les hace perder la perspectiva de la realidad.

Como hemos visto a las antiguas adicciones en los adolescentes se le suman ahora nuevos trastornos adictivos en una sociedad en la que la falta de límites a los hijos dentro del entorno familiar junto con una intolerancia a la frustración han agravado esta problemática social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »